Receta de pan shaobing chino

Receta de pan shaobing chino

Receta de pan shaobing chino

El pan shaobing (xiaobing) es un pan consumido principalmente en el desayuno muy común en el norte de China como pequeños pasteles horneados en capas que pueden estar rellenos de una variedad de ingredientes, tanto dulces como salados.

¿Cómo hacer pan shaobing chino?

Los shaobing son panes formador por una multitud de capas que se revelan al abrir el pastel, las cuales se consiguen mediante un proceso llamado “laminación”, por el que la masa se extiende y se dobla sobre sí misma varias veces, similar a la masa de hojaldre europea o el karipap malayo.

Información Nutricional

Categoría: Panes Saborizados
Cocina: China
Calorías: 250
Preparación: 90 minutos
Cocción: 15 minutos
Raciones: 4 personas

Receta de pan shaobing chino

Ingredientes

  • 350 g de harina común
  • 200 ml de agua caliente a 30°C
  • 10 cucharadas de sésamo blanco
  • 6 cucharadas de aceite de sésamo
  • 2 cucharaditas desésamo negro
  • 1 cucharada de azúcar
  • 1 cucharadita de polvos de hornear
  • 1 cucharadita de sal
 

Preparación

  1. En un tazón grande reunir el agua tibia, los polvos de hornear y el azúcar, revolver bien y reposar durante 15 minutos para que la mezcla haga espuma.
  2. En un bol grande combinar 250 gramos de harina y ½ cucharadita de sal, hacer un pozo en el centro, añadir el líquido y mezclar para formar una masa suave, amasar brevemente, dividir por la mitad y formar bolas, cubrir con un paño limpio fermentar por 30 minutos.
  3. Calentar el aceite en una sartén pequeña a fuego medio hasta que esté caliente, añadir 100 gramos de harina, el aceite de sésamo y ½ cucharadita de sal hasta que esté suave, oscurezca un poco y se vuelva aromática. Voltear a un bol y enfriar.
  4. Encender y pre-calentar el horno a 220°C durante al menos 20 minutos. Espolvorear ligeramente una superficie de trabajo con harina y extender un trozo de masa en forma de rectángulo de unos 22 x 40 cm, mantener el resto siempre bajo un paño húmedo.
  5. Extender la mitad de la pasta de harina y aceite sobre la superficie de la masa, dejando un espacio de 2 centímetros en los bordes, enrollar la masa en forma de rosquilla y pellizcar la costura para cerrar, cortar en 6 trozos iguales y presionar suavemente cada uno para aplanar ligeramente.
  6. Enrollar suavemente cada pieza en forma ovalada, luego doble el tercio superior de cada una hacia abajo y el tercio inferior hacia arriba. Repetir la operación con la segunda bola de masa. Cubrir el shaobing con un paño limpio y húmedo y dejar reposar durante 10 minutos.
  7. Verter las semillas de sésamo en un plato y presionar ligeramente el lado liso de cada shaobing sobre las semillas, luego con ambas manos, dar forma redonda a cada shaobing, aunque también pueden ser cuadradas, ovaladas o rectangulares.
  8. Colocar los shaobings, espaciados uniformemente, en una bandeja para hornear forrada con pergamino y hornee de 8 a 12 minutos, o hasta que estén dorados por encima.

Consejos al preparar shaobing

Se recomienda utilizar una harina baja en proteínas, como la de repostería o la de pastelería, ya que las harinas con alto contenido proteico darán como resultado shaobing más duros.

No hay que dejar que la masa se seque, ya que esto dará lugar a un shaobing denso, por lo que hay que asegurarse de mantenerla bajo un paño limpio y húmedo hasta que se vaya a trabajar.

¿Sabías qué?

El predecesor del shaobing es una elaboración originaria de Asia Central que fue llevada a China por Ban Chao (también conocido como Zhongsheng), un general de la dinastía Han, conocido originalmente como hubing (“pastelería bárbara”), se cree que este ancestro del shaobing estaba estrechamente relacionado con los panes naan y pita.

Recomendamos

5/5 (1 Calificación)

Comentar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.